El Sol Ingresa en Capricornio, tu horóscopo mensual

Los Tránsitos del mes

¿Qué son los Tránsitos?

Un tránsito muestra dónde se encuentran los planetas en un momento determinado, a esto se lo compara con las posiciones de los astros en el instante del nacimiento:  la carta natal.

Debido a que el Sol, la Luna, Mercurio y Venus y se mueven con relativa rapidez, sus tránsitos son pasajeros y rara vez se correlacionan con períodos significativos. Marte y Júpiter son más lentos, y sus efectos pueden hacerse notar algunos meses o, en el caso de Júpiter, incluso un año o más.

Los tránsitos de los planetas lentos –Saturno, Urano, Neptuno y Plutón– indican más bien períodos largos en que sus efectos se pueden hacer notar como “telón de fondo”. Cualquier tránsito de estos planetas advierte épocas claves de aprendizaje, lecciones y desafíos que se presentan a través de cambios.

En el momento de un tránsito, el planeta ocupa realmente un grado zodiacal determinado y puede -o no-  formar aspecto con otro o con un punto particular de la carta. Es por esa razón, que no todos los Signos son mencionados. Son tenidos en cuenta en este informe, solamente aquellos signos influenciados por los tránsitos desarrollados. Tampoco se tienen en cuenta todas las influencias todos los meses, sino aquellas que por alguna particularidad necesitan ser mencionadas.

Plutón en Capricornio

Plutón, el planeta de los cambios y transformaciones, continúa transitando por el signo de Capricornio influenciando a los nacidos a fin del segundo decanato de los Signos de Tierra Virgo y Tauro, con cambios profundos y definitivos. También –aunque menos notoriamente- el planeta de los cambios influye en primer decanato de Escorpio y Piscis. Cuando transita este planeta sobre puntos sensibles del tema natal, se vive un proceso lento de transformación durante un largo período de tiempo.  Las experiencias vividas son profundamente transformadoras. Plutón es un planeta que está presente en todo proceso de destrucción, y regeneración, para llevarnos luego a un estadio superior. Puede ser indicador de cambios, traslados, mudanzas o beneficios económicos cuando se reciben sus influencias de forma armónica.

Para los nacidos en el segundo de los Signos cardinales (Aries, Libra, Cáncer) aunque existe la misma necesidad de cambio, como se trata de un aspecto inarmónico, se presentan más esfuerzos y desafíos. Las cosas no se producen tan naturalmente y habrá que superar obstáculos empleando la voluntad y la creatividad. Los nativos de Capricornio que atraviesan el paso del planeta de las transformaciones y los cambios (Plutón) sobre el Sol, reciben el efecto de una metamorfosis profunda, pueden vivir cambios personales o de orientación en la vida. Deben descartar todo lo que no sea auténtico o sólidamente fundamentado. Se deben evitar las exigencias excesivas, la intransigencia, y adquirir conciencia de los propios errores sin culpar ni dañar a nadie. Si eligen bien el rumbo, los logros pueden ser extraordinarios.

Urano directo en Aries

Urano se pondrá directo el 3 de enero en el grado 24° de Aries, desde allí influye al tercer decanato enviando sus innovadores efluvios a los signos de Fuego Aries, Sagitario y Leo. Esa influencia la recibirán, fundamentalmente, los nativos del tercer decanato de Géminis y Acuario quienes también se ven influenciados por Urano que, desde un ángulo afín, aumentará sus deseos de libertad, innovación, renovación y cambios. Puede suceder que algo se resuelva de forma repentina o inesperada. A menudo es el paso de Urano el que empuja a liberarse de ataduras, a no sentirse trabado para a tener la impresión de que se abre un nuevo horizonte. Urano es impredecible e imprevisible. Simboliza lo que perturba, lo que rompe el orden establecido; por lo tanto, si el influjo es armónico, producirá resultados favorables y pueden traer consigo el súbito final de una preocupación.

Para los otros signos Cardinales (Libra, Cáncer, Capricornio) Urano estará presente en todo acto cortante y brusco (con tendencia a lo inesperado), pero reflexionando en la razón de sus influencias, hallamos que sus actos propenden hacia la libertad.  En relación a estos últimos Signos, esa influencia no será tan fluida, puede haber cortes, dificultades y tropiezos, aunque la necesidad de libertad persiste. También puede haber una tendencia a sentirse tenso o nervioso, Urano está relacionado con el sistema eléctrico del organismo, cuando se recibe una influencia adversa de este planeta, debemos tratar de estar más relajados y controlar las tensiones.

Aries vive un tiempo de cambios imprevistos, aparecen oportunidades de conocer personas diferentes, Urano simboliza las acciones rebeldes, así como revolucionarias e inconformistas, estará presente en este signo a través de las experiencias súbitas, repentinas, pero, sobre todo, innovadoras.

Saturno en Capricornio

Saturno, el planeta de los límites, aquél que restringe, limita, separa, pero estructura y organiza, finalizó su largo periplo por el Signo de Sagitario e ingresó en Capricornio, su domicilio nocturno el 20 de diciembre del 2018, momento a partir del cual, los sagitarianos viven, seguramente, una sensación de madurez, más fortaleza y seguramente estarán más conscientes de sus limitaciones y más conectados con sus posibilidades.

Los pasos de Saturno tienen una gran importancia sobre el destino del ser humano tanto por la larga duración de los efectos de este planeta como por su carácter determinante. Su papel es el de ordenar, organizar y estructurar la existencia a unas condiciones concretas, a dotar de seriedad de perseverancia y de sentido del orden y la organización.

A menudo se considera a Saturno un planeta difícil que trae consigo trabajo, esfuerzos y limitaciones, pero en realidad indispensable para nuestro crecimiento personal, para nuestra maduración, ya que marca etapas bien definidas en la vida. Saturno el dios mitológico del tiempo, es el que deshecha todo aquello que ya no sirve que no es útil para nuestra vida laboral, afectiva o sentimental. Ciertamente, su modo de actuar es duro, concreto, a veces puede llevarnos a situaciones difíciles, pero en todo caso son situaciones que será necesario afrontar.

Con Saturno, en Capricornio, el orden, la prudencia y la paciencia, la organización y la estructura cobrarán una especial jerarquía, el éxito se debe en general a una labor paciente y perseverante y el progreso puede ser más lento y esforzado.

Saturno desde Capricornio estará enviando su energía desde un ángulo afín a los nativos de Tauro y Virgo, así como también, y en menor medida, a los signos de Escorpio y Piscis. Los buenos tránsitos de Saturno señalan siempre progresos obtenidos por meritorios esfuerzos, así como por la puesta en práctica de virtudes y de principios sólidos

Para los Signos Cardinales: Capricornio, Cáncer, Libra, Aries, los efectos de Saturno disonante pueden presentarse como un período de grandes desafíos donde todo se retrasa, se limita, o cuesta un esfuerzo adicional.  Saturno está asociado con rechazos, así como, con obstáculos, caídas de posición, pérdidas materiales. Es un tránsito que nos enseña a reconocer, apreciar el esfuerzo y encarar la vida con mucha madurez, seriedad y responsabilidad, adoptando las actitudes y decisiones que la lógica y la razón indican, Saturno está asociado con la cruda realidad. Sea cual fuere el área de vida afectada, Saturno nos demandará siempre organización, constancia, paciencia y disciplina para soportar las pruebas y lecciones que sin duda siempre trae. Habrá que esforzarse para conseguir resultados, esto acarrear gran esfuerzo lo que podrá indicar un período de gran cansancio físico y mental, pero sobre todo una fase en la que puede faltar iniciativa y motivación y podemos sentirnos menos optimistas. En el sector laboral algunos pueden sentir la necesidad de cambiar trabajo, porque quizás tengan que convivir con problemas con colegas o jefes. El consejo de Saturno es no dejar el trabajo porque podrá resultar difícil encontrar otro mejor. Es probable también, que la economía entre en crisis a causa de los gastos a afrontar, que podrán llegar de un modo inesperado y repentino. La salud puede llegar a requerir nuestra atención sobre todo lo relacionado con los dientes o con los huesos. Nos podemos sentir más viejos, cansados y con poca energía física y mental. En cuanto a amores, Saturno tiende a enfriar las demostraciones afectivas y las parejas pueden pasar por un período tenso o complicado.

Venus en Capricornio

Venus transitará por el signo de Capricornio desde el 26 de diciembre hasta el 18 de enero, cuando ingrese a Acuario. El tránsito de Venus por el signo de Capricornio favorece la expresión de afectos de manera seria y comprometida, conservadora. La bondad y la dulzura de Venus en el signo de la prudencia y reflexión hace a los sentimientos profundos y duraderos. Aunque se puede pensar que Venus en Capricornio es austera e inflexible, también una parte humorística y, aunque las personas con Venus en Capricornio pueden parecer frías, pero esconden sus emociones que a veces pueden llegar a ser turbulentas.

Este tránsito beneficiará especialmente a los signos de tierra: Virgo, Tauro y Capricornio y, en menor medida, también a Escorpio y Piscis. Durante este tránsito, Venus estará en conjunción a Plutón recibiendo así mismo influencias de Júpiter, formando un aspecto que intensificará las expresiones afectivas, sentimentales o emocionales para esos signos, una influencia gratificadora que incrementará los deseos en la pareja.

Otro efecto de este tránsito estará conectado con la economía, donde pueden presentarse propuestas interesantes de crecimiento y cambio.

Para aquellos nacidos en el tercer decanato de los signos de Cáncer, Aries y Libra, podemos esperar, en cambio, un período de tensiones afectivas y en las relaciones, habrá que estar prevenidos respecto a la tendencia de esta influencia en relación a los celos y la posesividad. Tampoco son tiempos especialmente favorables, para estos signos, para la actividad social, reunirse con amigos o hacer propuestas sentimentales. Con este contacto tampoco deberían hacerse gastos imprudentes que solo servirán para gratificar deseos momentáneos.

Venus en Acuario

Venus transitará por el Signo de Acuario a partir del 18 de enero hasta el día 10 de febrero de 2017, cuando ingrese a Piscis, el Signo de su exaltación. Venus en Acuario une la belleza con la originalidad, asocia las artes con conceptos de vanguardia, pero no se expresa de forma muy sentimental ya que su expresión es un tanto racional.

Venus en Acuario tiñe los sentimientos de una actitud abierta, innovadora, renovadora y libre y favoreciendo la creatividad en los afectos especialmente para los signos de Aire: Acuario, Libra, Géminis. Esta energía, sincronizará con una vida sentimental plena y será promotora de franqueza y comprensión en los problemas afectivos. En otro orden de cosas, estos nativos se sentirán inclinados a vincularse a manifestaciones artísticas como música, pintura, espectáculos, literatura. Sagitario y Aries serán influidos por esta benéfica energía en menor medida. Gratas vivencias compartidas con seres queridos, la amistad en un primer plano.

Para Leo, Tauro y Escorpio, las actitudes personalistas pueden crear rivalidad y enconos, serán días negativos para adquirir ropa, tomar decisiones en la vida afectiva, y discutir problemas de la vida en pareja. Ciertos problemas monetarios pueden repercutir en el amor.

Mercurio en Capricornio

El 12 de enero, Mercurio, el planeta de la mente y la comunicación ingresa al Signo de Capricornio donde permanecerá hasta el 1 de febrero cuando ingrese en Acuario. Durante este período los nativos de Capricornio tendrán la sensación de estar más despiertos, más alertas y con mayor agilidad mental. Este tránsito es favorable para los estudiantes en épocas de examen, para los escritores, para hombres de negocios, para los intelectuales de cualquier tipo.  Se verán también beneficiados también por estos influjos los Signos de Virgo y Tauro a través de tratos y acuerdos comerciales, viajes de fin de semana o noticias, comunicaciones por asuntos de trabajo. Son días propicios para escribir cartas importantes, iniciar negociaciones, hacer visitas o gestiones salir de viaje, o buscar la solución a un problema profesional. Tauro y Escorpio serán también favorecidos por esta influencia desde un ángulo afín, pero en menor medida. Es posible gestionar una venta, firmar un contrato, hacer algunas compras en buenas condiciones, etc. En cambio, para Aries, Cáncer y Libra será preferible evitar, durante este período tiempo cualquier iniciativa de las mencionadas.

Buenos Aires, diciembre 2017

Patricia Kesselman

Compartir

Deja un comentario